EDUCACIÓN SEXUAL TAREA PENDIENTE DE PADRES DE FAMILIA

Muchos padres y madres de familia actualmente, dicen lo difícil que es tener ese papel ahora en día. Mencionan que la tecnología esta más rápida que ellos, que sienten que los hijos ahora saben más que ellos, que también el tiempo es menos y no los entienden.

Además de estos inconvenientes, en el tema de sexualidad, dicen no tener el conocimiento y tampoco las habilidades para poder hablar el tema de forma natural, como se debería hacer. Pero la realidad es que no se necesita de grandes conocimientos como se piensa. Lo importante es la comodidad y naturalidad con se hable y responda, que los conocimientos.

Pero también hay que saber que aunque se tenga el deseo de educar en el tema, así como contar con la información para cada edad, no muchos padres lo hacen porque resulta embarazoso el hablar sobre sexualidad, da pena. Ya que desde niños, en su propia familia el tema no se hablo. Pero lo bueno es que si se quiere romper ese círculo, se puede, solo hay que empezar por los siguientes 3 pasos, para hablar y educar en sexualidad en casa.

  1. Comprender la propia historia sexual: Como la gran mayoría de padres de familia en la actualidad no recibieron información sexual en casa, el tema era visto como algo malo, y con miedo de que si se da información se podía adelantar la misma práctica sexual. Pero los tiempos y las necesidades cambian y necesitan evolucionar. Es necesario es hacer un análisis en la propia historia para que permita entender el porqué hoy no se puede dar o hablar del tema. Es bueno armar la propia historia sexual, no para cambiarlo, sino para entenderla, y así poder entender el porqué nos cuesta hablar tema.

Se puede empezar por analizar las ideas que había sobre el propio cuerpo, sobre lo que era el amor, si había juegos entre amigos, o se limitaban a solo con el mismo sexo, que mensajes enviaban los papas sobre las relaciones o sobre el amor.

De estas respuestas es necesario solo tenerlas, no enojarnos, ni criticarlos, ellos no tenían la información necesaria para educar en el tema.

  1. Identificar los mensajes aprendidos: En el transcurso de la vida se han ido incorporando mensajes sobre la sexualidad que vienen desde la sociedad; de los medios de comunicación, los amigos, y también los mitos pasados de voz en voz. Estos mensajes generalmente son sobre los estereotipos de género, los roles y actitudes de cada sexo, así como también ideas que se ven en las noveles o películas sobre el amor. Lo importante de estos mensajes es que puede que también se les transmita a los hijos, y les pasamos los mismos estereotipos o ideas erróneas.
  2. Confianza: Como mamá y papá hay que aprender a reconocer las habilidades propias, y también de la forma de pasar la información a los hijos. Cuando ellos se acercan con dificultades para hacer algo, lo que les decimos es que si pueden, y hacerles creer en ellos mismos; lo mismo es como padre de familia, hay que confiar en que si se puede romper circulo y también podemos hacer mejores hijos, donde crezcan sin miedos. Confiar en que nadie mejor que usted como mamá o papá puede dar información con amor.

Aunque no haya manuales para ser mamá o papá, y tampoco hay una información certera o necesaria al 100% en educación sexual que nos diga que es lo que necesitara para informar a sus hijos, si se puede decir que mientras como cabeza de familia, es bueno y necesario que rompamos el hielo y empecemos a educar.

Mientras más educación sexual tengan los hijos, mejor adultos podrán llegar a ser, porque le daremos herramientas y también opciones para tomar decisiones. Recordemos que educar en la sexualidad no solo es la parte biológica, sino también sobre sentimientos, respeto y responsabilidad.

Responder